Call of Duty WWII

Call of Duty: WWII, revisitando las raíces

A lo largo de mi vida he podido jugar todo tipo de cosas. Como todo buen jugador, también hay sagas por las que siento predilección. Cada una de ellas me ha aportado cosas diferentes, pero todas han ido forjando mis gustos y mis preferencias. Una a las que más horas le he dedicado es sin duda Call of Duty. Aunque ya había jugado a los primeros, el que de verdad me enganchó fue Call of Duty: Modern Warfare 3 y a partir de este punto no falté a ninguna cita con la saga, echándole innumerables horas. Pero con el tiempo, la trayectoria que estaba tomando la saga hizo que poco a poco me distanciara de ella, hasta que con Call of Duty: Infinite Warfare dije basta.

Para mi sorpresa, Sledgehammer Games llegaba a mediados de año y anunciaba Call of Duty: WWII, dejando atrás la ambientacíon futurista y los exotrajes para volver a las raíces de la saga en la Segunda Guerra Mundial. Con esta premisa y un carro lleno de ilusión, me he embarcado en esta nueva entrega de la saga. ¿Habrá cumplido con las expectativas? ¿Habrá vuelto el estilo de la vieja escuela? ¡Vayamos con ello!

Empecemos hablando del modo campaña. Esta vez nos ponemos en la piel del soldado Ronald Daniels, miembro del pelotón que formó parte de la conocida 1ª de Infantería. A lo largo de las misiones iremos viendo todo aquello por lo que él y sus compañeros tuvieron que pasar durante la terrorífica Segunda Guerra Mundial. La base de la trama no es nada fuera de lo normal, siguiendo la base de la típica película de soldados que tienen que abrirse paso a través de los nazis superando numerosas adversidades. Lo que sí es cierto que durante toda la experiencia se refuerzan valores como el del compañerismo y el de la amistad.

En cuanto al desarrollo de la trama, tiene puntos muy positivos y originales y por otro lado tiene sus fallos y lastres. Vayamos con los primeros, y es que para empezar puedo decir que el ritmo de desarrollo es muy bueno. De hecho, el comenzar la aventura viviendo en primera persona el desembarco en Normandíame parece algo espectacular. Hace que recuerde las primeras entregas de la saga, contando ahora con la potencia de las nuevas tecnologías. También cabe destacar la variedad de fases que hay en las misiones (sigilo, conducción, batallas aéreas…) y de escenarios. Yendo a los aspectos un poco más negativos, quiero empezar con la credibilidad y la fidelidad al conflicto. Es cierto que la saga se caracteríza por ofrecer unas historias cinematográficas y llenas de espectacularidad, pero estos factores hacen que haya partes de esta historia que no me crea. Se supone que se busca la recreación y mostrar la realidad de lo que sucedió, pero te plantan escenas de vagones de trenes volando, campanarios destrozandose al más puro estilo Uncharted… Hubiera preferido algo menos espectacular pero más realista. También hay que mencionar que la cálidad gráfica podría dar más de sí o que la IA de los personajes es bastante pobre.

Llegamos ahora al punto que más interesa en cuanto a Call of Duty se refiere: el multijugador. Este aspecto es casi determinante para muchos jugadores, asi que conviene darle un buen repaso. Tras muchas horas dandole caña, puedo decir que de manera general es bastante bueno. Una de las grandes mejoras que ha recibido en mi opinión es volver a como era antes. Con esto me refiero a que se acabó eso de ir dando saltos por el aire y correr por las paredes. Ahora toca desplazarse por los mapas como se hacia antaño, corriendo. También es de agradecer que los accesorios de las armas son mucho más corrientes, dejando de ser tan determinantes y en cierto modo “injustos” como han sido en otras entregas.

Echando un vistazo a los mapas, hay de todo un poco. Existe disparidad en cuanto a su diseño, siendo algunos un lujo de jugar y otros algo desalentador. Con esto me refiero a que por ejemplo existen mapas excesivamente grandes que no encajan con la jugabilidad del título. Esto conlleva a que las partidas en dichos mapas sean aburridas y en cierto modo frustrantes. Además de esto, la búsqueda de partidas es bastante lenta y en algunos casos puede llevar rato largo jugar.

En cuanto a las armas, la verdad es que no están nada mal. Como siempre, se organizan por categorías (fusiles de asalto, subfusiles, escopetas…), y la recreación de estas es bastante fiel. Además, los sonidos tanto de las armas como de los escenarios en general están bastante conseguidos. Esto hace que jugar con cascos sea un gustazo, además de usarlos para escuchar a los enemigos. Para acabar, cabe destacar la mejoría que acarrea la simplificación del sistema de rachas y también la inclusión del modo Guerra, el cual le aporta variedad y diversión a la experiencia.

Call of Duty: WWII

Por ultimo, nos queda hablar del modo zombis. Este modo siempre ha sido un añadido bastante original, y en esta ocasión no podía ser menos. No solo se disfruta mucho si se juega con amigos, sino que el desarrollo de las partidas se ha vuelto algo más interesante. Ahora tenemos que ir completando diferentes objetivos para ir avanzando en los mapas. Esto le aporta algo más de variedad, dejando de ser un simple modo de oleadas. Esto se lleva haciendo desde hace un par de entregas, pero en esta se acentúa un poco más.

Como conclusión, me gustaría decir que Call of Duty: WWII me ha traído buenos recuerdos. He vuelto a sentirme como si tuviera 15 años otra vez y he recuperado esa competitividad sanaconmigo mismo. El juego es un soplo de aire fresco para la saga y  es capaz de enganchar a todo el mundo. No solo a los nuevos jugadores, sino a todos aquellos que, como yo, necesitaban volver a todo esto.

Espero que os haya gustado el análisis y que os haya servido para aclarar vuestras dudas sobre el juego. ¡Muchas gracias y hasta pronto!